Memorias Italianas.

El reencuentro de los hermanos Frontalini


En una oportunidad conté sobre el reencuentro de los hermanos Frontalini y aquí transcribo la nota publicada en el Diario "Aquí Saladillo" del 27 de marzo de 1971 que cuenta detalladamente el reencuentro de mi abuela Julia con sus hermanos Sebastián y Antonio.

El diario ya esta amarillento por los años y por medio de escaneo no es muy legible, por lo que seguidamente será redactada textualmente la nota.

Saladillo, 27 de marzo de 1971

EL REENCUENTRO DE LOS HERMANOS FRONTALINI

Nota exclusiva de "Aquí Saladillo" por nuestro enviado Ruben Ferrario

En la ciudad de Azul el domingo 14 de marzo, ocurrió un hecho muy emotivo que nos proporcionó una nota fuera de lo común ya que esto que contaremos para ustedes no ocurre asiduamente.-

Un almacén ubicado en el cuartel 2° de esa ciudad se produjo el encuentro por demás emotivo de tres hermanos, no se veían desde el año 1910, si, desde aquel lejano año han transcurrido unos 60 años, pero lo más importante del caso, es que uno de ellos está radicado en nuestro medio, para ser más precisos en el paraje muy conocido como "La Campana".-

Quisimos estar en ese momento que emociona y hace pensar de que el mundo no es tan grande y que las vueltas de la vida permiten que acontezcan hechos de esta naturaleza.

Pero comencemos por el principio, ya que forzosamente tiene que haber un principio y esto comenzó así. Los hermanos Frontalini quisieron probar suerte en América, uno de ellos Sebastián, deja su querida Italia, toda su familia en Ancona y se larga a esta aventura que por suerte termina en nuestra Argentina.-

Un nublado día, 10 de noviembre de 1907, piso tierra Argentina, por esas cosas incomprensibles del destino sus pasos se encaminaron hacia nuestra ciudad, Saladillo, una estancia llamada La Fortuna, propiedad de Don Mateo Álvarez, en la localidad de Cazón, fue el lugar donde don Sebastián tiene la oportunidad que buscaba, poder ganarse con el sudor de su frente los primeros patacones. Como las cosas por este lado pintaban bien, quiso que sus hermanos compartieran con él sus alegrías, penurias y los demás, por tal causa el día 13 de noviembre de 1908 llegaron a "La Fortuna" para reunirse con su hermano, Julia y Antonio Frontalini. Tiempo después, a los dos años de estar juntos Sebastián salió en busca de trabajo radicándose en la ciudad de Azul.-

Mientras que su hermano Antonio, recién dejo su trabajo en el año 1915 para buscar mejorar su porvenir y así fue como se radico en Beraverú, provincia de Santa Fe.y su hermana Julia e 1923 dejo este establecimiento al contraer enlace con el señor Nazareno Fanesi, hoy desaparecido, siendo esta la única que se radico definitivamente en Saladillo.-

Así se produce el alejamiento entre sí, de los tres hermanos, motivando esto que por ser todos analfabetos, las cartas que podían acercar se las escribían de vez en cuando sus familiares, solo Julia y Antonio tuvieron ese contacto, aunque no continuó, pero que los mantenía informados a ambos. Mientras tanto que pasaba con Sebastián radicado en Azul? ?Este, en el año 1927 viene en busca de sus hermanos en la creencia de encontrarlos donde los dejó, o sea en la Estancia "La Fortuna", pero, para su desventura allí ya no estaban más.-

Con su regreso a la ciudad de Azul, se produce el primer desencuentro que los mantendría separados durante estos largos años.-

Siguiendo ahora con Antonio, este dejó Santa Fe, para radicarse en un pueblito denominado Almafuerte, en la provincia de Córdoba, corría por entonces el año 1939, aquí se produce el segundo desencuentro quedando así aislados de informaciones entre sí, los tres hermanos.-

Llegamos entonces a los primeros días del año 1971, año del reencuentro para los hermanos Frontalini, como se produjo esto? aquí está la explicación.-

Sería el encargado de producir este verdadero milagro, el señor Miguel Fanesi, hijo de Doña Julia, sobrino entonces de Sebastián y Antonio, al escuchar la audición radial emitida por una emisora de la provincia de Buenos Aires, en la cual los hijos de Sebastián Frontalini le dedicaban una composición musical a su padre en el día de su cumpleaños.-

Ya encaminados por lo que habían escuchado el día 15 de febrero los señores José Tito Rossi y Juan Fanesi visitaron la ciudad de Azul llegando a esta donde realizaron averiguaciones pertinentes las que dejaron claro que su tío era el nombrado y que residía en el cuartel 2° de la ciudad de Azul, lugar donde poseen un almacén de ramos generales y carnicería. A las 11:30hs de ese día se produce el encuentro entre sobrinos y tío. Seguidamente con la alegría que es de imaginar los trasladaron a nuestra ciudad que se viera con su hermana radicada en La Campana.-

Acotemos que aun sin encontrar el otro tío o sea Antonio, quien recordemos vivía en Almafuerte, Córdoba, hasta el lugar Juan Jose Fanesi, quien por razones de trabajo tuvo que viajar a Tucumán, lo hizo en un camión de su propiedad, cuando regresaba paso el pueblo Almafuerte para requerir informes sobre su tio, felizmente tuvo éxito su gestión produciéndose el encuentro. Pasadas las emociones que son de imaginar realizaran el viaje de regreso, hacia nuestra ciudad, con esto se producía el segundo paso importante, del cual saldría el esperado reencuentro de los tres hermanos Frontalini.-

El final feliz esperado y ansiosamente por familiares y amigos llega el día 14 de marzo cuando las agujas del reloj indicaban las 10:45 hs, llega al almacén ubicado en el cuartel 2° de Azul, la Pikut Chevrolet del señor Tito Rossi acompañado por su señora esposa, su hija, el señor "Coco Deman, nuestro cronista y los hermanos Antonio y Julia, allí esperaba para darles el guardado abrazo que los volvió a unir después de tan larga ausencia, se Sebastián. Este al enfrentarse con su hermano con lágrimas en los ojos dijo, "que joven estas", ya no hubo más palabras, estas dieron pasos a las lágrimas, quien podía impedirlo, el milagro del reencuentro podía mas que todo, por eso nadie quiso molestar, nadie se atrevió separar ese largo abrazo que los unió más que nunca.

Momentos después llega a ese lugar más gente de Saladillo, quienes venían a festejar junto con los tres hermanos tan hermoso día, para todos ellos. Produciéndose emotivas escenas entre todos los que vivieron estos momentos sin duda alguna serán inolvidables.

Vayamos ahora a la integración de las familias de los hermanos Frontalini, Doña Julia cuenta con sus hijos Juan, Agustín, Martin, Antonio, José, Roque, Domingo, María, Rosa, Julia Enriqueta y Anunciada Pascualina ; Don Sebastián, casado con Ana Berra teniendo hijos: Amadeo Miguel, Alfredo Oscar, Sebastián José, Juan Domingo, Jorge Alberto, Ana América, Blanca Nieves, María Dominga, Dora Esther y Ofelia Margarita; y Don Antonio casado con Isabel Basualdo contando con estos hijos, Pascualina, Luis , Antonio,, Alejandro, María Emilia, Juan Carlos, Rubén Antonio, Elvira Rosa, Benjamín Héctor, David, Isabel Cristina y Cinesio Geremias, cura párroco.-

Allí consultamos a don Antonio preguntándole que pensaba de sus hermanos respondiéndonos... “Yo pensaba que jamás los encontraría, ya eran muchos años sin tener noticias de ellos, esto, para mí, es un sueño..." También le pedimos su opinión sobre Saladillo. No lo veía desde 1915, a esta ciudad la conocía muy poco ya que solo dos o tres veces vine, claro que aquello no era lo que es hoy, una pujante ciudad pero yo me quedo con mi pueblito que es Almafuerte".-

Luego conversamos con don Sebastián quien nos contó que él ya había perdido las esperanzas de verlos nuevamente, siendo esta alegría más grande de su vida, da gracias a Dios por haberle permitido volver a encontrase con sus hermanos. Sobre nuestra ciudad acotó que desde el año 1927, hasta el día 15 de febrero de 1971 mucho había cambiado, siendo una ciudad muy importante.- A las 18:30hs ponía punto final este reencuentro entre los tres hermanos, que por un día vivieron una dicha inarrable, allí en Azul quedaron compartiendo unas horas mas de felicidad Sebastián y Antonio, se alejó doña Julia, pero en cada uno de ellos quedaba tranquilidad de saber que solo Dios los podría separar nuevamente.-

Así vivimos un hecho de tanta emotividad para todos ustedes, agradecemos a quienes posibilitaron esta nota exclusiva a los señores Rodolfo A Dumas, Juan José Fanesi y José Tito Rossi, a todos ellos en nombre de "Aquí Saladillo" nuestro eterno agradecimiento.-


Recent Posts
Archive
Seguinos en:
  • Facebook Basic Square
This site was designed with the
.com
website builder. Create your website today.
Start Now