Memorias Italianas.

La Nona


Hace unos meses describí sintéticamente en Italianos en el mundo, el arribo de mis abuelos el 02 de abril de 1912, que había embarcados en el puerto de Génova en el Vapor Formosa. Con ellos mi Mamá de 3 años y Luís de uno. Recibido por sus paisanos fueron bienvenidos en la estancia de Máximo Mármol en Pujato. Alli labraron la tierra y proliferó la familia con otros 6 vástagos, que fueron creciendo y en la medida de sus posibilidades trabajando a la par del padre que agobiado por pretender dar mas de sus posibilidades fallece en al año 1923. La Nona criolla en su medio dialecto veneciano y sus hijos criados con los principios cristianos inculcados por ella, no aflojaron y siguieron afirmándose en las tareas campestres. En el año1939 consiguieron arrendar una chacra de 54 ha. No mucho mas que algunas quintas actuales cercanas a las ciudades. En época que todo era “trabajo a sangre”, con el sudor de la frente y auxiliados por caballos con simples máquinas traccionadas por estos. Así crecieron. Uno logró independizarse y dos se casaron, permaneciendo bastante tiempo., que aunque pareciera mentira vivieron decorosamente, conforme a la época hasta que cada uno logró su propio horizonte en las cercanías. Abel


Recent Posts
Archive
Seguinos en:
  • Facebook Basic Square